fbpx
Star Trek
Home Cine Star Trek: Beyond [Review]

Star Trek: Beyond [Review]

by Alejandro Serrano Durán
0 comment

Acabo de salir de cine y no pude llegar a dormir sin antes de escribir el review sobre Star Trek: Beyond, no solo porque me encantó la película, sino porque no quiero que se me olviden la gran cantidad de detalles que pude ver en ella y que son la razón por la que me pareció sumamente entretenida, pero no se preocupen si no la han visto, aquí no habrá ningún spoiler (espero).

Star Trek: Beyond (Sin Límites como la llamaron en Latinoamérica), continúa con la historia del Capitán James T. Kirk (Chris Pine), el Comandante Spock (Zachary Quinto) y el resto de su tripulación, en la tercera película (y la número 13 en el total de películas de la saga), luego del reboot del 2009 con la película que simplemente se llamó Star Trek y que gracias a los famosos viajes en el tiempo de J.J. Abrams, conserva a todos los personajes de la serie original creada por Gene Roddenberry, pero con actores jóvenes reinterpretando los roles.

Escribo todo esto, porque la verdad, no soy para nada Trekkie y aunque he visto uno que otro capítulo de la serie original y creo que vi la gran mayoría de la serie Star Trek: Next Generation, pero de lo que soy realmente Geek es de Star Wars (fui a ver Star Trek con una camiseta de SW), por lo que mucha información de lo que estoy escribiendo es nueva para mi y posiblemente lo sea para ustedes.

Primero que todo, lo que no me gusta mucho de Star Trek, es que su universo es nuevecito, limpio, todo está para ser estrenado y la gran mayoría de sus personajes son flemáticos y algo «estirados», pero si me salgo de mi fanboyismo, eso es precisamente lo que la hace tan interesante y en esta tercera película, tan divertida, que sin querer darle un ranking definitivo y con las dos anteriores algo borrosas en mi memoria, pero es muy probable que esta sea la mejor de todas -hasta ahora-.

La primera escena es fantástica y de inmediato establece el tono de la película, con un humor fino, inteligente y sabiamente repartido durante las dos horas y dos minutos que dura Star Trek: Beyond, tiempo que no sentí tan largo y eso, para mi, dice lo mucho que me divierto viendo algo.

Pasar tiempo en el espacio es algo aburrido y como lo dice el mismo Kirk algo «episódico».  No es claro qué tan lejos estén ahora del planeta tierra o de lo que en ese año y época, llamarán «el centro del universo», pero luego de ya dos años de divagar por el espacio, la USS Enterprise debe reabastecerse de provisiones, recibir algo de mantenimiento y a su tripulación, permitirle pasar algunos días con sus familias.

Star Trek

¡Beam us up Scotty! – ¡ÑO!

Para esto -y retomo aquello de qué tan lejos podrán estar- regresan a una nueva estación espacial de La Federación llamada Yorktown (imagino que en honor a la batalla del mismo nombre de 1781, en Virginia, Estados Unidos), y estando allí, tanto Kirk como Spock tienen serias dudas sobre si continuar o no formando parte de la tripulación del Enterprise.  El descanso, termina para ellos cuando una nave de origen desconocido llega a Yorktown y su única tripulante parece tener serios problemas y para ayudarla, la famosa nave debe emprender un tranquilo viaje, esta vez realmente a una nebulosa aún inexplorada por La Federación.

Sin poder decir mucho más, para no arruinarles la película a quienes no la vieron, pero sí para resaltar varias cosas a los que ya tuvieron el placer de verla, Star Trek: Beyond es una película que gusta, ya que como lo dije, de principio a fin, tiene unos gags humorísticos muy bien pensados y repartidos en toda la película.  Los diálogos son muy inteligentes y a diferencia de Into Darkness del 2013,  no es una readaptación de una historia ya vista, en ese caso con The Wrath of Khan de 1982, por lo que se siente fresca y no algo cargado de referencias y easter eggs a las producciones de años atrás.  Esto, personalmente, al no ser fanático de Star Trek me pareció refrescante, aunque una búsqueda rápida en Google me hizo saber que sí, está muy cargada de referencias, realmente pueden pasar inadvertidas a la vista de quienes no somos Trekkies.

El destruir por completo uno de los íconos más grandes de Star Trek también tiene un valor muy grande para mi, esto indica que el camino que quieren tomar para la saga es bastante arriesgado y no le temen a nada con tal de lograrlo (si ya la vieron, sabrán de qué les hablo).

También es muy interesante como logran desprenderse de los dos protagonistas principales -Kirk y Spock- para darle paso al resto de la tripulación -Bones, Uhura, Scotty, Sulu y Chekov- repartiendo la importancia dentro de la historia entre todos ellos y aunque aquí se nota un poco que fue el mismo Simon Pegg quien escribió la historia, dándole un poco más de tiempo en la pantalla a su personaje de Scotty, está muy bien repartida la historia entre todos.  Obvio, no podemos olvidar que un nuevo personaje, esta vez femenino, aparece en la película, Jaylah, muy bien interpretada por la bellísima Sofia Boutella.

Star Trek

«Excuse me ma’am, but that’s my spot» – Me encanta que cada vez cobren más fuerza los personajes femeninos fuertes y aguerridos.

Pero lo que más me gustó de la película, fue el villano, esto, para mi, es lo que hace que una película sea buena o no (tal vez lo que le faltó a la nueva Ghostbusters para ser realmente buena).  Krall, un nombres sonoro y simple para un personaje misterioso, completamente malvado, frío, calculador y lo mejor de todo, con la enorme capacidad de tomarse el tiempo suficiente para armar un plan que NO es complicado, que es muy factible que funcione y que logra exactamente lo que debe hacer ‘el malo de la película‘: desagradar, disgustar y generar un enorme rechazo a quien lo ve, casi que un odio inmediato hacia él.  Cómo se nota la experiencia actoral de Idris Elba en este papel, tanto que solo hasta el final recordé que él estaba en la película y que era una de las razones principales por la que fui a verla.

Las batallas en el espacio fueron muy bien logradas y ya que la vi en 3D, hay unos efectos y tiros de cámara que realmente dan vértigo, tanto en la primer enfrentamiento como en el segundo.  También fue una excelente elección «Sabotage» de los Beastie Boys como la canción de la batalla final, que como pude leer gracias a Google, es la misma canción con la que se presentó el nuevo personaje de James T. Kirk en el reboot del 2009:

Detalles, muchos detalles hay en la película, no simples Easter Eggs, sino elementos adaptados «de la vida real», como la muerte en la película del Señor Spock de la línea de tiempo original, ya que Leonard Nimoy, el actor que lo interpretó siempre falleció en en febrero del 2015.  También que abiertamente se haya declarado abiertamente al capitán Hikaru Sulu como un personaje gay (interpretado en la película por John Cho), ya que su actor original, George Takei, es gay declarado y un defensor de los derechos LGBTQIA, por lo que sorprende un poco que no estuviera 100% de acuerdo con este giro en el personaje, así como lo dice en esta entrevista (en inglés).

Durante los créditos, no esperaba una escena after-credits, pero sí la dedicatoria de la película obviamente a Leonard Nimoy y al actor de origen ruso Anton Yelchin, quien interpretó perfectamente a Pavel Chekov, navegante de la USS Enterprise, quien también era ruso.  Yelchin, de apenas 27 años, murió en unas circunstancias muy extrañas en junio de este mismo año, por lo que cada vez que aparecía en pantalla era un poco triste y ver al final ese «For Anton» me generó un nudo en la garganta.

Y con el anuncio de una nueva serie de televisión para el 2017, es más que obvio que los productores de Star Trek, saben de dónde vienen y para dónde van, dejando claro que la historia de Star Trek tiene mucho material de donde cortar, aunque todavía no hay mucha información sobre ella, solo que se llamará Star Trek: Discovery, sí esperamos que esté muy relacionada con el universo de las últimas tres películas.

Star Trek

Si el actual Spock les mostrara esta foto a sus compañeros, el que más tendría que preocuparse por su futuro y sus triglicéridos sería Scotty.

Y finalmente, como toda película debe dejar alguna especie de mensaje, en la pelea final entre Kirk y Krall (esto es tan obvio que no puede ser un spoiler), hay una conversación muy interesante que me hizo reflexionar sobre la situación política actual en Colombia y aunque los temas políticos están y siempre estarán 100% vetados en Geeks Magazine, si me puso a pensar en que el concepto de la guerra vs la paz será algo que siempre será inherente a nuestra especie y que como seres humanos que somos, cada uno de nosotros somos los que decidimos cómo queremos vivir y solucionar nuestros problemas como sociedad.

Mi calificación para Star Trek: Beyond es de 7 sobre 10, puntaje que pudo haber sido mayor de ser más Trekkie, pero para mi es 100% recomendada y una de las mejores películas de lo que va del 2016.

Que La Fuerza los… perdón… !Que tengan una vida larga y próspera!

??

@alejoserrano

 


Also published on Medium.

También podría interesarte

Leave a Comment

Este sitio web utiliza Cookies para mejorar tu experiencia de navegación, pero si lo deseas, puedes optar por no usarlos. Aceptar Leer más