Home / Cine  / Venom: la difícil batalla contra la prensa especializada [Opinión]

Venom: la difícil batalla contra la prensa especializada [Opinión]

Este no es un post sobre la historia de Venom.  Si ya la viste, bienvenido a continuar con la lectura, pero si no lo has hecho, no hay de qué preocuparse, habrán pocos spoilers y nada revelador de partes importantes de la historia.

Lo primero que hay que aclarar sobre Venom es que no es una mala película, pero tampoco es buena.  Este raciocinio, más que un argumento tibio de esos que tratan de no levantar ampollas o que se hacen para no quedar mal con nadie, es más una forma de expresar que como película y dentro de un posible universo cinematográfico de Sony/Marvel, está justo en el mismo punto en el que pudo estar la película de Hulk protagonizada por Edward Norton, dejando atrás lo malo y mostrando una cierta madurez cinematográfica y narrativa que nos promete mejores cosas de aquí en adelante.

Para empezar, no hay que olvidar que Venom es la primera película inspirada en el mundo de los cómics que es protagonizada por un villano.  No importa que a la mitad de la historia, casi a la mitad del segundo acto, Venom decida que ya no va a ser malo y que ya no quiere comerse a todos y cada uno de los seres humanos sobre el planeta.  Este giro en el argumento, por más que termine en una especie de “acto heroico”,  no es más que un resumen ejecutivo de lo que en los cómics tardó demasiados años en suceder y es que Venom y su portador, en este caso el ya clásico Eddie Brock (Tom Hardy), logren de verdad una relación simbiótica entre los dos, algo mucho más balanceada que la de un parásito extraterrestre y un humano.

Esta carga, la de ser un villano (uno de los más peligrosos de todo el universo Marvel), obviamente va completamente en contra de haber hecho la película apta para mayores de 13 años.  Sony no quiso tomar este “riesgo” y decidió anunciarlo justo hasta el último momento en el que le fue posible, cuando ya incluso se había iniciado la preventa de boletas en portales como Fandango.  Es muy posible que una versión de Logan (2017) apta para mayores de 13 años no hubiese funcionado tan bien para darle el cierre que se merecía Wolverine en el cine (por ahora), y es más que seguro que una versión de Deadpool PG-13 (2016) hubiese sido un completo fracaso en su primera versión, ya que muy pocos fans de Wade Wilson hubiesen querido verlo en el cine sin sus litros y litros de sangre y sus chistes cargados de malas palabras.  De igual manera, pienso que una versión Rated-R de Venom hubiese logrado una mucho mejor película, sin tantas limitaciones y “no, no, no, no, no’s” hacia sus escritores, trayendo una versión mucho más fiel al Venom creado en 1995 por Todd McFarlane y Davie Michelinie.

Venom con ojos

Esto responde una de las mayores preguntas jamás hecha por la humanidad: ¿Qué pasaría si Venom tuviera pupilas en sus ojos?

Esta decisión, para mi equivocada, también parece que fue tomada mucho después de haber empezado la producción e hilando fino, tras unas declaraciones del mismo Tom Hardy en las que asegura que cortaron varias partes de la película en el corte final, seguro fue concebida como una película para mayores de 17 años y luego “degradada” sin mayor explicación a la de lograr una mayor taquilla con un publico más “infantil”.

Estas declaraciones de Hardy, también fueron una fuente de rumores para que se pensara incluso que cuando se lance la versión en digital y DVD/Bluray de la película, esta contenga todas las escenas borradas en la versión teatral y, si Sony se atreve lo suficiente, a lanzar una versión Rated-R, lo que daría pie y sería el inicio de toda una nueva rama del entretenimiento casero con el equivalente a los DLC’s (Downloadable Contents) de los videojuegos.  ¿Viste la versión para quinceañeros de Venom en Cine? ¡Pues ahora te traemos la versión para mayores de 17 años por tan solo $10 dólares más!

Sin embargo, estas aún son especulaciones (aunque, mark my words), y no quitan los buenos aspectos de una película que fue un rumor durante mucho tiempo y que salió en cines en una de las épocas más difíciles para la taquilla norteamericana, ya que el final del verano toma a muchas personas aún por fuera de sus hogares y aunque no tuvo mucha competencia con otros lanzamientos durante esa semana, si generó una especie de “batalla campal” con los Little Monsters seguidores de Lady Gaga por el lanzamiento de su película A Star Is Born, que protagoniza junto a Bradley Cooper.  Supuestamente, los fans de Lady Gaga inundaron de malos comentarios sobre Venom los portales que califican las películas y fueron luego los productores de A Star Is Born los que argumentaron que fueron los Little Monsters de Gaga los que habían hecho lo mismo con Venom.

Esto, es tan solo una pequeña muestra del poder de la prensa sobre el destino de una película antes de que salga a cartelera.

No han sido pocas las personas que se han acercado a mi confesándome que no se vieron SOLO: A Star Wars Story en cine, pero que ahora que ya está en digital, DVD y Bluray pudieron verla y les encantó.  Igual he visto comentarios expresando esto mismo en Redes Sociales, no solo con SOLO (pun intended), si no con otras películas como Blade Runner 2049 o incluso The Last Jedi, dos muy buenas películas del 2017 que tuvieron una muy mala taquilla en cine, pero luego fueron todo un éxito comercial en cuando fueron lanzadas en formatos caseros, por lo que muchas personas, luego de verlas pensaron en que debieron verlas en cine y luego si apreciarlas en la pantalla de sus televisores.

En gran parte, la culpa de esto la tiene la prensa y aunque en Colombia no es tan conocido como en los Estados Unidos, portales como Rotten Tomatoes le están haciendo mucho daño a la industria.  Las películas empiezan a tener reviews semanas antes de sus lanzamientos y es poco el control que se tiene sobre quién sube el review y si de verdad pudo haber asistido a una función de prensa o no para dar sus opiniones.  Muchas de esas opiniones parecen basadas solamente en lo que se ve en los tráilers y no reflejan de verdad la trama, el guión y mucho menos los sub-textos de la película.

Criticar por criticar

Ser un crítico es muy fácil, pero ser un buen crítico es muy difícil, porque a la hora de dar una recomendación o de lanzar un juicio sobre algo, deben quedar a un lado los fanboyismos, las pasiones propias y, en casos como los de las películas de súper héroes, las historias de los cómics en las que están inspirados.  La pantalla del cine tiene mucha más espectacularidad con su CGI que el papel, pero el tiempo, la pausa, la elaboración de los personajes y sobre todo, el presupuesto para contarlas, son mucho más amplios y laxos en un cómic impreso.

Venom, por su parte, recibió críticas muy fuertes, en especial de los Top Critics de Rotten Tomatoes, pero esto es como si ellos mismos quisieran seguir una tendencia.  -Si los primeros 5 le dieron un tomatazo podrido, quedaría muy mal que yo, siendo de un medio X, le diera un tomate fresco, y esta es la forma en que las críticas se están dando ahora.  No se puede criticar esta película como una de “súper héroes” porque no lo es, tampoco puedes pretender hacerte el listillo gracioso y compararla con Alf (¿se acuerdan de Alf?) y tampoco pretender que esta sea una versión “darks” del Venom de Sam Raimi intepretada por Topher Grace.  Una crítica te puede evitar ver una mala película (como al parecer creo que me salvé con The Predator), o puede hacer que vayas corriendo a cine a verla, pero solo dándote la cantidad de información necesaria para que seas tú quien decida irla a ver o no.  Un buen crítico toma lo malo y lo bueno para darles un balance y no deja que algo malo pase por encima de lo bueno y viceversa.

El caso Venom

Esta primera versión en solitario de un villano de Marvel no es perfecta y la verdad, es que dista mucho de serlo.  Pero para ser una película de un personaje inspirado en los cómics está bastante bien.  No es una película de esas que te cambia la vida o te hace ver el mundo de forma diferente y que luego de verla, quieras dejar abandonado todo para irte a cumplir tus sueños.  No, Venom es una película para ir, divertirse, comer crispetas, reírse un rato y pensar todo el tiempo por qué la protagonista se parece tanto a Michelle Williams, solo para darte cuenta en los créditos que sí es ella.

No importa si Venom es malo y quiere acabar con todos los humanos para colonizar la tierra y quedarse con ella, pero cambia de parecer y se vuelve “buenillo” solo porque su humano anfitrión es un tipo buena gente.  Tampoco importa si las escenas de acción sufren del “síndrome de los Transformers” (término acuñado por nuestro colaborador Liongaming683), y que las escenas de pelea entre Venom y Riot parezcan hechas con cámara al hombro y en primer plano junto a la acción, haciendo que no se entienda nada y permitiendo que con la confusión el CGI sea mucho más fácil de hacer, porque todo es borroso y realmente no importa si se hace bien o no.

Venom Vs Riot

No vamos a decir que sea fácil animar una escena de estas, pero con tantas cosas sucediendo en la pantalla, todas al mismo tiempo, no hay necesidad de pulirse tanto.

Por su parte, Venom tiene muchas más cosas que la hacen una buena película, en especial la actuación de Tom Hardy como Eddie Brock, siendo esta una de las mejores representaciones de un personaje de los cómics, con sus fallas, sus dramas como ser humano y sus demonios internos.  Es también una película con muy buen ritmo, va al grano y se evita explicaciones que no vienen al caso, lo que la aleja de la categoría de ser una “película de origen”, en la que deben explicar todo lo que está sucediendo en pantalla, como si estuvieran introduciendo un personaje nuevo o, peor aún, como las películas de personajes de los cómics de los 90’s en que nos creían tontos e inocentes a todos los espectadores.

Si no han visto Venom, véanla.  Ya tiene dos semanas en cartelera y aún tiene el mismo número de funciones en salas de cine que cuando se estrenó (al menos en Cali).  Lenta, pero seguramente, ya se acerca a los $400 millones de dólares en cartelera a nivel mundial, -con un presupuesto de $100 millones en producción- y teniendo en cuenta que solo hasta el 2 de noviembre se estrenará en China y Japón, lo que seguramente la acercará a la actual marca tan codiciada por los estudios de $1 billón de dólares en taquilla.

Véanla en cine, no esperen a la versión extendida Rated-R en enero del 2019.  Esa será una película completamente diferente.

Nombre: Venom
Género: Acción, Sci-Fi
Director: Ruben Fleischer
Escritores: Jeff Pinker, Scott Rosenber, Kelly Marcel, basada en el personaje de los cómics creado por Todd McFarlane y Scott Rosenberg, publicados por Stan Lee.
Protagonistas: Tom Hardy, Michelle Williams, Riz Ahmed, Scott Haze, Reid Scott, Jenny Slate, Melora Walters, Peggy Lu.
Calificación: 7/10

¡Gracias por leer!

@alejoserrano

 

  • P.S 1: Si la vieron en inglés, ¿no les pareció que la voz de Venom se parecía mucho a la de Optimus Prime?
  • P.S 2: ¿Qué se hizo en la nariz Michelle Williams?
  • P.S 3: Una opinión personal.  Si van a hacer una adaptación de Maximum Carnage, como ya lo mostraron introduciendo en la primera escena post-créditos a Woody Harrelson como Cletus Kasady, es hora de que Sony Pictures tome el riesgo y la haga Rated-R como mínimo.

 

Hace 10 años un tribunal militar lo condenó a prisión por un crimen que no cometió, escapó del presidio y se instaló clandestinamente en Los Angeles. Hoy, aunque el gobierno lo busca, si alguien tiene un problema, necesita ayuda y puede localizarlo, tal vez pueda contratar a Alejo Serrano. Co-fundador y DGC de Geeks Magazine. En Twitter y en todos lados: @alejoserrano

Review overview
NO COMMENTS

POST A COMMENT